Manejo de coberturas en el Corredor Seco de Centroamérica

Manejo de coberturas en el Corredor Seco de Centroamérica

El manejo de las coberturas del suelo en principio se debe adecuar al cultivo principal o comercial que tiene como estrategia en la finca el agricultor. Las coberturas por trabajarse en las parcelas deben ser bien seleccionadas (requerimiento de agua, competencias, biomasa), el manejo correcto sobre el suelo nos permite crear ese equilibrio en la restauración del suelo tanto en el suministro de carbono con la adición de biomasa fresca sobre la superficie, así como la estructuración del suelo que le permite una mayor retención de humedad.

La estrategia a mediano y largo plazo es la restauración de los suelos e incrementar y sostener la producción a nivel del corredor seco. Las temáticas sobre la preparación de suelo orientada a mantener el suelo con cobertura permanente, fechas de siembras, siembra con disturbio mínimo del suelo y en todos estos temas el manejo de coberturas es la llave de todo el proceso por que se asocia a la no quema, rotación – asocio y no remoción de los suelos.

En esta presentación intercambiaremos los tipos de coberturas, que pueden ser vivas o muertas, y las fuentes: cultivos de cobertura (abonos verdes), cultivos comerciales y buenesas (malezas).

También estaremos refiriendo cuando y cómo manejar las coberturas con los diferentes cultivos que se establecen en las zonas del corredor seco, así como la importancia que tienen con el manejo del Nitrógeno principalmente. El propósito no solo es intercambiar una power point sino sensibilizarnos en los tiempos y las formas de cómo manejar las coberturas desde las fincas pequeñas de los agricultores, estar conscientes que los beneficios de mantener las coberturas sobre el suelo nos permiten infiltrar agua, disminuir la erosión y adicionar materia orgánica. Lo más importante es retener más humedad, en las condiciones del corredor seco, dado el grado deterioro de los suelos y los bajos rendimientos de los cultivos que afecta la seguridad alimentaria de las familias rurales.

Los abonos verdes como la canavalia, mucuna, caupi, mungo, terciopelos e inclusos gramíneas son clave adaptarlas al corredor seco pero sobre todo insertarlas en los sistemas de producción de los pequeños agricultores ya que son fuente importante para llevar Nitrógeno y mejorar la productividad de los suelos y con ello el rendimiento de los cultivos.

Reflexionar sobre ello implica conocer más sobre cómo seleccionar los cultivos de cobertura, las cantidades en que debemos poner sobre el suelo y como rotarlos y/o asociarlos considerando la relación carbono/nitrógeno (C/N) para optimizar los procesos de descomposición y lograr un manejo eficiente de los nutrientes principalmente el Nitrógeno en los cultivos.

 

  • Para ver el Facebook Live sobre manejo de coberturas enfocado a granos básicos, haga clic aquí. Para descargar la presentación de Ariel Espinoza, especialista, aquí: Manejo de coberturas.
  • Para revisar el blog sobre el tema anterior (siembra y fertilización 4R en maíz, y sombra de café), haga clic aquí.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.